Jonathan Ruiz: «Todo lo que he conseguido en el fútbol me lo he ganado yo»

Banner_728x90

El futbolista ecijano nos habla de su pasado en sus distintas etapas: Écija, Sevilla, Ponferrada y ahora en Puente Genil.

Hablar de Jonathan Ruiz Llagas (Écija, 1982) es hablar de uno de los máximos exponentes que ha dado el fútbol ecijano. El centrocampista milita actualmente en el Salerm Puente Genil, de Tercera División. Puede presumir haber estado 5 temporadas en Segunda División, tanto en la Ponferradina -su segunda casa- como en el Sevilla.

Hablamos de actualidad. Más de un mes confinados en casa, ¿cómo está siendo la situación para Jonathan y su entorno? “Si te soy sincero, nosotros lo estamos llevando bastante bien. Tenemos una terraza arriba de casa, los niños tienen donde foguear e intentamos llevar una rutina, sobre todo para a ellos. Nosotros lo llevamos un poco peor, porque te acuestas más tarde de lo normal, te levantas más tarde también. Yo nunca he sido de dormir mucho y es verdad que me estoy levantando un poquito más tarde; 10:30 u 11. Nunca me había levantado a esa hora. Gracias a Dios, de salud estamos bien, que es lo principal. Esperemos que todo esto pase, aunque no va a ser lo mismo. Ha habido muchos fallecidos. A nivel particular no me puedo quejar”.

¿Cómo está yendo esta temporada en el Polinario? “Hicimos una primera vuelta espectacular y en la segunda pues nos está costando un poquito más. Llevamos una racha, sobre todo en resultados, que no está siendo buena. Nos caímos del primer puesto. Siempre lo hemos dicho. Nuestro fortín es el Polinario. Quedan 9 jornadas y confiamos en nosotros para meternos en play off”.

Sobre lo que ocurrirá a partir de ahora con la competición nos dijo: “todo el mundo habla, todo el mundo sabe, la RFEF por una lado, la Liga por otro. Aunque quieras estar ajeno a todo, te llegan noticias y te vuelves un poco loco. Lo primero es la salud de las personas. Hasta que esto no pase no se decidirá nada”.


“Con José Luis Montes y Paco Chaparro aprendí muchísimo”.


El Salerm Puente Genil, equipo en el que se encuentra Jonathan, se sitúa en la octava plaza, pero a solo 2 puntos de alcanzar el cuarto puesto. La RFEF propone un modelo de ‘play off express’ que, a priori, contará con los cuatro primeros clasificados, ¿crees que es la mejor solución dentro de la complejidad del asunto?

“Sinceramente jugaría las 9 jornadas que nos quedan. Con público o sin público, cuando pase todo y sea todo seguro, que no haya peligrosidad en nada. Creo que se debería de terminar la liga. Si el año que viene se tiene que empezar la temporada más tarde, como un mes más tarde, pues que así sea. Se debería de terminar porque hay equipos que van a salir beneficiados; han tenido otro calendario, había rivales directos y se iban a enfrentar entre ellos. A nosotros nos quedaban un par de ellos solamente. Mi humilde opinión sería terminar la liga. Sería lo más justo, aunque en esto no mando (risas)”.

Si te parece, ‘tocamos’ tu carrera futbolística. Poco se pensó el Sevilla F.C. en incorporarte a su disciplina tras dos notables temporadas en el Écija Balompié, ¿cómo fue tu formación en el filial donde llegaste a ascender a Segunda y ser partícipe en la categoría de plata al siguiente año?

“Jugué 2 años aquí (en Écija); uno con José Luis Montes, que en paz descanse, siendo juvenil todavía, y al año siguiente llegó Chaparro y me dio su confianza. Aprendí muchísimo. Tuve la suerte en el Sevilla Atlético que Manolo Jiménez se fijara en mí. Fueron 5 años espectaculares. Conocí a compañeros que ahora están en un alto nivel jugando. El cuarto año fue cuando se ascendió. Manolo Jiménez me dio su palabra, quizás tenía 22 años, y me dijo que si rendíamos teníamos un año más en Segunda. Fue mi debut en Segunda y fue espectacular”.

¿Te quedaste con la espinita de no haber podido debutar en el primer equipo?

“Te voy a ser sincero, siempre lo he dicho. Cuando tu firmas en un filial, en una cantera como la del Sevilla, te quedas con esa espinita. Estuve apunto de ir un par de veces convocado, pero no estaba para mí. Lo intenté hasta el final. Disfruté muchísimo y es una época de mi vida que no me arrepiento para nada. Aprendí muchísimo tanto a nivel personal como a nivel futbolístico. Con eso me quedo”.


Sobre el último descenso del Écija a Tercera: “No me lo voy a perdonar en la vida”.


Tras tu periplo en Sevilla, viajas a El Bierzo para hacer historia con la Ponferradina, ¿qué es lo mejor que te trajiste de allí?

“Lo mejor que tengo amigos todavía, que perduraran para siempre. En el norte, siempre me decían que son más secos por así decirlo, pero lo mejor que me traigo de allí es que hice unos amigos espectaculares. Mi hija pequeña nació allí. Considero lo que es la Ponferradina, club, directiva y afición como si fuera mi casa. Yo he intentado darlo todo tanto dentro como fuera del campo por ellos. Sigo yendo allí. Es como si siguiera jugando en Ponferrada. Me tratan con un cariño especial junto a mi hijo más grande. Este año tuvimos la suerte de ir y quedé sorprendido por el cariño que la gente me tenía. Es lo que le dije: algo bueno habrá hecho tu padre. Son cosas que se te quedan y cosas que te traes de allí. Cada vez que tenga la oportunidad de viajar voy a ir allí. Este año he tenido la suerte de ir a ver 3 o 4 partidos por aquí, por Andalucía. Los llevaré siempre conmigo. Y con mi hija, las raíces siempre las vamos a tener de Ponferrada”.

El fútbol da tantas vueltas que hace 6 años te entrevistamos y te preguntamos sobre si te gustaría retirarte en el Écija Balompié. La respuesta fue obvia. En efecto volviste, pero tuviste que salir, ¿cómo fue aquello?

“Pues imagínate, fue un palo muy duro, sinceramente. Por el descenso y porque es tu casa, por lo que se vive. Se te queda para toda la vida. Soy muy exigente conmigo mismo y siempre lo he dicho. Tengo esa espinita clavada, yo he bajado al Écija a Tercera. No me lo voy a perdonar en la vida. Esto del fútbol es así, mi abuelo me lo decía: en el fútbol 2 más 2 no son 4. Intenté de darlo todo hasta el último momento. Se dio la circunstancia que no estuvimos ninguna jornada en descenso y en la última jornada bajas a Tercera”.

Después de un largo currículum, ¿qué ha sido lo más difícil para ti en el mundo del fútbol?

“Aunque es lo más bonito también, creo que los comienzos. Eres joven, te gusta salir como a cualquier amigo tuyo. Aunque estás haciendo lo que más te gusta, te privas de muchas cosas. Cuando empecé en el Écija, en la pretemporada tus amigos se iban de vacaciones y tú no te podías ir. Son momentos difíciles, pero yo lo tenía bastante claro. Después tienes que tener esa pizca de suerte para dar el salto. Yo he tenido esa suerte. Siempre lo he dicho, nadie me ha regalado nada. Todo lo que tengo y todo lo que he conseguido en el fútbol me lo he ganado yo. Lo digo con la boca llena. He tenido suerte de jugar con casi todos los entrenadores y ganarme un respeto”.

El fútbol en Écija parece que se resquebraja con la no competición del Écija Balompié y la retirada del Écija C.F., ¿qué crees está pasando en esta ciudad donde el fútbol siempre ha tenido un papel importante?

“Para mí es una pena porque yo llevo mamando esto desde pequeño. Iba con mi padre, mi abuelo y mi hermano al fútbol, desde que tenía 4 años pues ellos me llevaban al fútbol. Se llevan algunos años haciendo gestiones malas. Es verdad que yo he estado fuera muchos años, pero te enteras de cosas con amigos y gente de fútbol. Se llevaba unos años tambaleando hasta que pasa lo que pasa. Es verdad que el año que he estado, este último, pues yo no preveía que iba a pasar lo que pasó en Tercera. Nosotros, en Segunda B, no tuvimos ningún problema. Es verdad, teníamos un club muy humilde, pero no tuvimos un problema de pagos. El aficionado, aunque siempre decimos que estamos ahí, con esto de que tenemos al Sevilla y al Betis ahí al lado, pues la gente se hace socio antes del Sevilla o del Betis que de aquí. Se están echando partidos en televisión los lunes, que también los veo, y te da alegría de cómo estaba el campo”.

¿Cuál es el secreto para que allá donde vaya Jonathan sea tan querido?

“Creo que es la forma de ser. Soy tan llano… En Ponferrada los niños van vestidos de la Ponferradina, ahí no lleva un niño la camiseta ni del Madrid ni del Barcelona. Al principio, íbamos a comer y parecía que estaban viendo a Beckham o Ronaldo. Siempre he sido el mismo. Es verdad que se te puede subir un poco a la cabeza, pero como siempre he sido tan llano. Creo que por eso se te coge un cariño especial. Es lo que he notado siempre”.

Conoce la trayectoria completa de Jonathan Ruiz en Astigipedia, la base de datos de futbolistas y entrenadores ecijanos.

PropellerAds

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

POLÍTICA DE COMENTARIOS: Este es un espacio para el debate. Se publicarán todos los comentarios que, a favor o en contra de la publicación, sean respetuosos y no contengan expresiones discriminatorias, difamatorias o contrarias a la legislación vigente.
Responsable: Jesús Rivera | Finalidad: Gestión de comentarios | Legitimación: Tu consentimiento. Por favor lea nuestra Política de privacidad antes de comentar.